Cuando hablamos de marcas y servicios siempre se tiende a pensar en los esfuerzos de la iniciativa privada. Pero como todos sabemos cualquiera cosa, por así decirlo, puede ser una marca.

En este sentido el Departamento de Policía de Milwakee (DPM), en Estados Unidos, pensó en darle vitalidad a su marca, la cual necesitaba una nueva imagen, es así como se acercó a la agencia Cramer-Krasselt y empezaron a trabajar en ello, a rehacer su marca, a hacer re-branding.

La cuestión es que el departamento de policía era más conocido por cosas malas como asaltos y ese tipo de sucesos en los que interviene la autoridad, cosa que es popular en los noticieros, dejando poco conocimiento de sus actividades positivas como su servicio a la comunidad, sus héroes dentro del departamento y de alguna manera humanizar su labor.

Además la página anterior del DPM era confusa y tenía muchos botones, asimismo era aburrida como los sitios web de los departamentos de Nueva YorkLos Ángeles. (Vanhemert, H., s/f)

El sitio web del DPM quedó así.

En el sitio y sus redes sociales (Facebook, Twitter, Youtube) el DPM da su punto de vista de los acontecimientos y puede ser usada como plataforma verás, a diferencia de los noticieros que a veces son un tanto amarillistas, además de tener informada a la comunidad de los hechos más relevantes en su campo de acción.

Al momento de tener un espacio donde exponer lo que es el DPM, se tiene un mayor acercamiento y humanización de los policías que a veces resultan un tanto distantes para el ciudadano. Asimismo hace participes de la seguridad a la comunidad. La interacción se da reconociendo el trabajo del departamento, mejorando su imagen ante el público y que el público sienta más cercana a las personas que guardan el orden.

Un buen ejemplo de cómo un departamento de policía y su comunidad pueden estar en contacto y evitar en cierta manera los malos entendidos que a veces se dan en las noticias, así como la sensación de lejanía que los ciudadanos tienen de los policías, tener cercanía de alguna manera. Esto sin duda abona a la marca del DPM presentándose de otra manera.

Claro que es una estrategia que puede copiarse para que la policía en nuestras ciudades tenga mayor reconocimiento. Aunque claro los encargados de darles las herramientas para combatir al crimen deben de estar a la altura.

Saludos.

Fuentes.

Vanhemert, H. (s/f). A Radical Police Rebranding That Starts With A Superb Website. FastCompany [en línea]. Tomado el 5 de octubre del 2012 de http://www.fastcodesign.com/1670893/a-radical-police-rebranding-that-starts-with-a-superb-website#1

Anuncios